Dalí, incómodo

Frente Negro

RangoAsiduo
Registro
16 Mar 2004
Mensajes
512
Reacciones
0
Dalí, incómodo

Salvador Dalí, de quien este año conmemoramos el centenario de su nacimiento, tuvo una vida tan atormentada y agónica como genial y fructífera. Fructíferos han sido también estos últimos meses en cuanto a apariciones editoriales donde, a nuestro juicio y separando la paja del grano —tarea obviamente subjetiva—, destacaremos las aportaciones de Óscar Tusquets, Laia Rosa Armengol, la sobredimensionada de Ian Gibson y la del tándem Màrius Carol y Josep Playà.

dali161.jpg


Quizá sea El enigma Dalí, de estos dos últimos, la más interesante y sustanciosa, sobre todo en lo referente a una cuestión que, como no podía ser de otra manera, inquietó e inquieta a nuestra intelligentsia zurda: el franquismo de un artista e intelectual que, según los parámetros al uso, habría nacido para abrevar en la galaxia antifascista, lo que automáticamente convierte al conde de Púbol en un personaje anómalo sobre el que conviene construir —arrojar en no pocos casos— algunas teorías que expliquen tan monstruoso fenómeno.

Desde que el proletariado confunde las grandes superficies con el Paraíso, la intelligentsia zurda se ha visto obligada a mutar su discurso hasta hacerlo prácticamente irreconocible. Lo que no ha cambiado, empero, es la médula: ni su dimitrovismo ni su lenguaje dimitroviano. Utilizan, sí, como edulcorante términos tan sobados y recurrentes como democracia y tolerancia, pero sus discursos son de todo punto fóbicos y sus comportamientos, hasta donde les alcanza, inquisitoriales. Baste, para ilustrar lo que digo, unas palabras del escritor Manuel Vicent: “Ir de reaccionario brutal cuando todo el mundo toma papillas de izquierda le ha sido muy rentable, inmolarse como un loco o como un payaso diariamente era necesario para que el resplandor de esa hoguera cegara su esterilidad estética de pintor”... Sin comentarios.

De izquierda a derecha: Dioniso Ridruejo,
Eugenio Montes, Gallego Burín, Salvador Dalí, Jesús Suevos
y Laín Entralgo [Madrid, 1951]


Si Màrius Carol y Josep Playà, a mi juicio, aciertan de pleno es porque han sido capaces, hasta cierto punto, de desprenderse de las anteojeras y detectar en el franquismo de Dalí las certidumbres del ampurdanés universal de que el Régimen evitaría el vacío, el caos y la muerte que tanto le horrorizaron durante, después y muchísimo después de una guerra civil en la que vio desaparecer a demasiados amigos, y de que su ideología —¿podemos decir metapolítica?— no colisionaría en modo alguno —por estar en planos diferentes y distantes— con la cultura oficial del Régimen. Sea como fuere, lo cierto es que Dalí lo tuvo más fácil que intelectuales que, a pesar del azul mahón de sus camisas, vieron su obra prohibida y secuestrada —Rafael García Serrano— o simplemente dejaron tras de sí un rosario de detenciones policiales —Dionisio Ridruejo—. Y muchísimo mejor que aquellos otros hombres de la cultura que, bien desde la izquierda o bien desde una derecha incompatible con el autoritarismo nacional-católico, prefirieron el exilio interior. Pero todos, absolutamente todos —Dalí incluido—, llegaron a donde llegaron gracias a que supieron forjar, con mayores o menores penalidades, sus propios espacios de libertad donde desarrollar sus talentos.

Pero hay otro dato más: va siendo hora ya —¿acaso no estamos en el tan cacareado tercer milenio?— de que los policías del pensamiento se metan entre ceja y ceja que ni Dalí, ni D’Ors, ni Torrente Ballester, ni Fernández Flórez, ni Gecé, ni Juan de Ávalos, ni Pancho Cossío, ni Laín Entralgo, ni Miguel Mihura, ni Samuel Ros, ni Edgar Neville, ni Ángel María Pascual, ni Emilio Romero, ni Luys Santamarina, ni Rafael Duyos, ni José María Alfaro, ni Jardiel Poncela, ni Manuel Machado, ni —el tan traído y llevado últimamente— Rafael Sánchez Mazas, ni un kilométrico etcétera de ilustrísimos e incómodos compatriotas, tuvieron culpa alguna de que Nietzsche —y no Marx— fuera el filósofo de la primera mitad del siglo XX.

Juan C. García [Valencia]
28.V.2004
dali128.jpg
 
Dalí, postrado en una silla, entre el alboroto del gentio apenas pudo gritar:
"Viva España!, viva cataluña!"

Recuerdos aparte, todos sabemos que Dalí fue un personaje. Se comportaba normalmente hasta que veía una camara (de fotografia o de televisión) donde su forma de comportarse cambiaba por completo, donde mostraba al personaje, el que todos conocemos.
Y no lo digo yo, lo dicen sus amigos, compañeros y familiares.
 
La ideología de un artista no le quita ni le añade valor a su obra.
 
La razón de que Dalí volviera a España después de su periplo por EE.UU. fue su gran amor por la tierra en la que se crió, pasando de quien estuviera gobernando el país, sólo quería volver a su añorada tierra natal.

Como bien ha dicho lo_camano era todo un personaje. Muy culto y demasiado enfermo por su timidez como para intentar afrontar la vida normal como persona anónima. Socialmente era un inútil: no sabía comportarse de otra manera que no fuera con el personaje que él mismo había inventado.

Éste es mi cuadro favorito:

dalraf.jpg


- Cabeza rafaelesca estallando (1951. Óleo sobre lienzo, 43 x 33 cm.)
 
Dalí no estaba comprometido politicamente ni la mitad de lo que lo estuvo Picasso. Como el personaje que representada y el egoista que era (también en palabras de amigos, era conocido por egocéntrico y narcisista) se marcho de España durante la guerra por la situación incómoda que le parecía y por miedo, sin más. Volvió por que, al fin y al cabo es su origen, y aquí quiso terminar su vida.
Era un genio.

Este es uno de mis cuadros favoritos:
mastur.jpg
 
Precisamente hace unos días escribí una columna sobre Dalí para un periódico en el que colaboro habitualmente (la podéis leer a continuación). Para mí Dalí fue un genio inimitable. Y de él colecciono todo lo que puedo y más. Reportajes, documentales, entrevistas, litografías, libros, artículos... Os anuncio que hoy lunes, en el Canal 'Viajar' (20.30 h.) emiten el reportaje "El triángulo mágico de Dalí". Y el próximo día 17, en el Canal 'Hispavisión' se emitirá la histórica entrevista que mantuvo la periodista Paloma Chamorro con Dalí en 1979.
Merece la pena también hacerse de las 'Obras Completas' que está editando en castellano la editorial Destino. Son varios tomos que incluyen obras inéditas y otras que hace décadas no se editaban.

Bueno, aquí va mi columna como merecido homenaje a Dalí...


DALÍ, EL GENIO ETERNO

El pasado 11 de mayo se conmemoró el centenario del nacimiento de Salvador Dalí (1904-1989), uno de los artistas más sobresalientes del siglo XX. Sin duda, el último pintor renacentista... y el último gran genio loco.

Mi padre es pintor artístico y escultor, y en casa tenía varios libros sobre el célebre artista ampurdanés. Recuerdo que de pequeño los cogía con frecuencia. Me entretenía observando las maravillosas y extrañas obras surrealistas que pintaba ese señor ‘de raros bigotes’. Algo que aún hoy no he dejado de hacer, y con más razón si cabe. Y es que el universo daliniano está repleto de simbología oculta, arquetipos, elementos oníricos, imágenes fantasmagóricas, escenas místicas, realidades alternativas... Cuestiones atrayentes para todo amante del misterio como un servidor.

Dalí supo como nadie trasladar al lienzo los contenidos más sombríos de nuestro inconsciente. Por eso también sus obras están inundadas de todo aquello que nos seduce y nos repugna, que nos provoca miedos y fobias. El psicoanálisis fue para Dalí todo un hallazgo, y su vínculo con Freud se palpa en cada una de sus pinceladas.

Pero Dalí fue algo más que un destacado pintor vanguardista. Su compleja y carismática personalidad merece examinarse profundamente, aún sabiendo que es imposible conocerla en su totalidad. Dalí fue un hombre inteligente, excéntrico, contradictorio, megalomaníaco, histriónico, obsesivo, provocador, transgresor... Visionario para unos y oportunista para otros. O quizá ambas cosas a la vez, ya que adoraba a Dios tanto como al dinero.

Pero él tuvo otras fijaciones... La muerte de su hermano, ocurrida nueve meses antes de él nacer, le marcó de por vida. “Siempre quise probarme que yo existía y no era mi hermano muerto. Como en el mito de Cástor y Pólux, matando a mi hermano, he ganado mi propia inmortalidad”, manifestaría Dalí. Su constante búsqueda de la inmortalidad se debía, en realidad, a su obsesivo temor a la muerte. ‘Un genio como yo, no puede morir nunca’ exclamaba en sus últimos días de vida...

Con el ‘método paranoico-crítico’ inventado por él, pretendió jugar con las ilusiones ópticas y las alucinaciones en sus cuadros, y así convertir la paranoia en potencial creativo. El espectador se enfrenta ante lienzos como ‘El enigma infinito’ a una distorsión de la realidad, al combinarse distintas figuras ensambladas sutilmente unas en otras. Puro delirio. Puro surrealismo...

Era pues lógico que alguien como Dalí, con tan rico mundo interior, se sintiera fascinado por los asuntos paranormales, místicos y esotéricos. De ello da buena cuenta Ernesto Milá en su recomendable obra ‘Dalí. Entre Dios y el Diablo’ (2002). Se interesó por la hipnosis, la psicografía, la astrología, la alquimia, el hermetismo, el ‘más allá’, la física cuántica... Cosechó amistad con Louis Pauwels y Antonin Artaud, y hasta recibiría la visita del paragnosta Uri Geller. Y de Gala, su esposa y musa, se decía que poseía facultades mediúmnicas.

Dalí cultivó otra faceta que muchos desconocen: la de escritor. Tan valiosa o más que la de pintor. Sus obras autobiográficas, ‘Vida Secreta’ (1942) y ‘Diario de un genio’ (1965), son dos auténticas joyas literarias.

Este año se están editando en castellano las obras completas de Dalí, amén de otros títulos sacados de las plumas de sus muchos biógrafos. Una oportunidad única para adentrarnos en el universo mágico y caleidoscópico de un hombre único. ¡Es el ‘Año Dalí’!...


Ummita
 
Precisamente hoy fui a ver una exposición de lo más desconocido de Dalí: su obra escultórica, y me ha sorprendido gratamente. Impresionante obra surrealista la de este autor.


Ahora bien, tiene gracia que la derecha quiera usurpar la militancia de intelectuales y artistas, republicanos de izquierdas de toda la vida (algunos asesinados directamente por la derecha como García Lorca, no lo olvidemos).


Eso quiere decir que dejando fuera a lo_camano y sus fotomontajes, la derecha no ha tenido en la puta vida a nadie con un mínimo de chispa y genio artístico. Así es queridos amigos, el terreno de la derecha está reservado a los mediocres.


Pero con este degollamiento de la historia que están llevando a cabo los de derechas, no tardaremos en ver cómo se publican pruebas irrefutables de que Picasso y Federico García Lorca eran todos de derechas... tiempo al tiempo... peores cosas se han dicho ya, y nadie se ha escandalizado.





Un apunte sobre Dalí:

"Dalí se había dejado utilizar no sólo en beneficio de Franco, sino sobre todo en provecho propio, desde su retorno a España. Llamarle franquista a alguien tan inclasificable no deja de ser un reduccionismo malévolo. Dalí es franquista en tanto que intenta sacar partido de unas pocas audiencias con el inquilino de El Pardo y de algunas ?boutades? sobre la importancia de Franco en algunas entrevistas. Nunca fue molestado por el régimen, que lo protegió, pero que tampoco hizo nada especial por él como no fuera sacarlo repetidamente en el No-Do, hasta los últimos años del dictador, cuando logró las ayudas necesarias para levantar el museo. "
 
EL PRÓXIMO 27 DE NOVIEMBRE, EN "LA NOCHE TEMÁTICA" ¡¡¡¡¡¡ESPECIAL DALÍ!!!!!!!

"DALI: EL GENIO Y SU MUSA"

Sábado 27 de Noviembre de 2004

Este año se ha cumplido el centenario del nacimiento de Salvador Dalí (Figueres, 1904-1989), una personalidad tan compleja como desconocida y admirada en los cinco continentes. A punto de concluir el "Año Dalí", la "noche temática" rinde homenaje a uno de los grandes genios del siglo XX y recuerda la enigmática y fascinante biografía de Gala, su mujer y su musa, la persona que más influyó en el artista desde su primer encuentro en 1929.

Esta NOCHE TEMÁTICA, el programa de ARTE-TVE, incluye los siguientes títulos:

1. "ELENA DIMITRIEVNA DIAKONOVA: GALA"
Documental
2003 - España - 104'
Dirección-guión: Silvia Munt
Producción: Ovideo TV, S.A. con la participación de TVE,S.A., Canal+ y Televisió de Catalunya, S.A.

Retrato de Elena Dimitrievna Diakonova, Gala, mujer y musa de Dalí, desde Kazán (Rusia), donde nació en 1894, pasando por el sanatorio de Davos (Suiza) en el que conoció a su primer marido, Paul Éluard, y París, hasta llegar a Cadaqués, donde se encontró con Salvador Dalí en 1929. El documental da a conocer la enigmática personalidad de Gala a partir de los textos escritos por ella misma, por su amiga Anastasia Tsvetaieva, y por sus dos maridos, Éluard y Dalí.

2. "DALI, LA PERSISTENCIA DE LA MEMORIA"
Documental
2004 - España/Francia - 74'
Guión, dirección y realización: Ana Martínez
Coproducción: TVE, S.A. y ARTE G.E.I.E.

Retrato de Salvador Dalí, del hombre y del artista, y una de las figuras más relevantes del movimiento surrealista. Este documental profundiza en su entorno más próximo, recorre los lugares que él frecuentaba, muestra sus más famosas colecciones y analiza las diferentes etapas de la vida del célebre pintor de Cadaqués, algunas muy poco conocidas.


¡¡¡¡¡VIVA EL SURREALISMO!!!!!!!


Saludos

Ummita
 
Dalí es la rejostia.

Si habéis estado en su teatro-museo de Figueres sabréis de qué hablo.
El tipo asumió la máxima baudelairiana de ser sublime sin interrupción, no sé si lo consiguió pero estuvo muy cerca.
 
Str8100 rebuznó:
Precisamente hoy fui a ver una exposición de lo más desconocido de Dalí: su obra escultórica, y me ha sorprendido gratamente. Impresionante obra surrealista la de este autor.


Ahora bien, tiene gracia que la derecha quiera usurpar la militancia de intelectuales y artistas, republicanos de izquierdas de toda la vida (algunos asesinados directamente por la derecha como García Lorca, no lo olvidemos).


Eso quiere decir que dejando fuera a lo_camano y sus fotomontajes, la derecha no ha tenido en la puta vida a nadie con un mínimo de chispa y genio artístico. Así es queridos amigos, el terreno de la derecha está reservado a los mediocres.


Pero con este degollamiento de la historia que están llevando a cabo los de derechas, no tardaremos en ver cómo se publican pruebas irrefutables de que Picasso y Federico García Lorca eran todos de derechas... tiempo al tiempo... peores cosas se han dicho ya, y nadie se ha escandalizado.





Un apunte sobre Dalí:

"Dalí se había dejado utilizar no sólo en beneficio de Franco, sino sobre todo en provecho propio, desde su retorno a España. Llamarle franquista a alguien tan inclasificable no deja de ser un reduccionismo malévolo. Dalí es franquista en tanto que intenta sacar partido de unas pocas audiencias con el inquilino de El Pardo y de algunas ?boutades? sobre la importancia de Franco en algunas entrevistas. Nunca fue molestado por el régimen, que lo protegió, pero que tampoco hizo nada especial por él como no fuera sacarlo repetidamente en el No-Do, hasta los últimos años del dictador, cuando logró las ayudas necesarias para levantar el museo. "

Cuanta razón tienes hermano
 
Teniente CAMPANO rebuznó:
Dalí, postrado en una silla, entre el alboroto del gentio apenas pudo gritar:
"Viva España!, viva cataluña!"

Recuerdos aparte, todos sabemos que Dalí fue un personaje. Se comportaba normalmente hasta que veía una camara (de fotografia o de televisión) donde su forma de comportarse cambiaba por completo, donde mostraba al personaje, el que todos conocemos.
Y no lo digo yo, lo dicen sus amigos, compañeros y familiares.

De estar vivo ahora, saldría entrevistado por el Quintero y en los zapping de Crónicas Marcianas. Y en vez de ser encumbrado como genio, sería tratado de friki patético, que básicamente es lo que era.
 
Nyotai Mori rebuznó:
Teniente CAMPANO rebuznó:
Dalí, postrado en una silla, entre el alboroto del gentio apenas pudo gritar:
"Viva España!, viva cataluña!"

Recuerdos aparte, todos sabemos que Dalí fue un personaje. Se comportaba normalmente hasta que veía una camara (de fotografia o de televisión) donde su forma de comportarse cambiaba por completo, donde mostraba al personaje, el que todos conocemos.
Y no lo digo yo, lo dicen sus amigos, compañeros y familiares.

De estar vivo ahora, saldría entrevistado por el Quintero y en los zapping de Crónicas Marcianas. Y en vez de ser encumbrado como genio, sería tratado de friki patético, que básicamente es lo que era.

Hombre, me vas a comparar la aportación al arte de Dalí al arte con la de Leonardo Dantés...

No hay color.









Donde esté el baile del pañuelo... :twisted:
 
Nyotai Mori rebuznó:
Teniente CAMPANO rebuznó:
Dalí, postrado en una silla, entre el alboroto del gentio apenas pudo gritar:
"Viva España!, viva cataluña!"

Recuerdos aparte, todos sabemos que Dalí fue un personaje. Se comportaba normalmente hasta que veía una camara (de fotografia o de televisión) donde su forma de comportarse cambiaba por completo, donde mostraba al personaje, el que todos conocemos.
Y no lo digo yo, lo dicen sus amigos, compañeros y familiares.

De estar vivo ahora, saldría entrevistado por el Quintero y en los zapping de Crónicas Marcianas. Y en vez de ser encumbrado como genio, sería tratado de friki patético, que básicamente es lo que era.

Claro claro, y andy warhol seria poci no te jode.
 
dalí es un farsante sobrevalorado....es mucho mejor Josep Torres Campalans
 
derek rebuznó:
Nyotai Mori rebuznó:
Teniente CAMPANO rebuznó:
Dalí, postrado en una silla, entre el alboroto del gentio apenas pudo gritar:
"Viva España!, viva cataluña!"

Recuerdos aparte, todos sabemos que Dalí fue un personaje. Se comportaba normalmente hasta que veía una camara (de fotografia o de televisión) donde su forma de comportarse cambiaba por completo, donde mostraba al personaje, el que todos conocemos.
Y no lo digo yo, lo dicen sus amigos, compañeros y familiares.

De estar vivo ahora, saldría entrevistado por el Quintero y en los zapping de Crónicas Marcianas. Y en vez de ser encumbrado como genio, sería tratado de friki patético, que básicamente es lo que era.

Claro claro, y andy warhol seria poci no te jode.


Ése era peor. Además de friki patético, marica perdio. Cuando un capullo deja de lado su talento para hacer de payaso de circo social, es que bastante poco telento le quedaba ya.
 
Los genios siempre han estado medio locos, es parte de ellos. Y estos dos de los que hablamos eran artistas, y hay una gran diferencia entre ellos y los que poneis por ejemplo joder xDDD
 
Arriba Pie