La maldición calva

FanatiK

RangoForero del todo a cien
Registro
6 Jul 2007
Mensajes
125
Reacciones
483
Buenos días señores.

Siempre he pecado en esta casa de manipular levemente la realidad para adaptarla a los parámetros que el pueblo demanda, pero esta vez voy a ceñirme meticulosamente a la cruda realidad.


Rocío, demanda judicial por un atentado capilar.

Desde hace un tiempo me limito a visitar un número determinado de salones. El tiempo, hace que cada vez sea más tedioso para mí luchar contra las lagartas capilares y los mariquitas del peine. Por suerte, mis fieles lacayos dedican su tiempo a la apertura de mercado y fidelización mientras que un servidor sigue la misma ruta desde hace un par de años en la cual moran mis clientes de confianza.

Saben que son mías, saben que dependen de mi presencia para subsistir y sacar adelante su feudo y ante cualquier ataque de otra firma no se dejan amedrentar y eso hace que me sienta orgulloso de mis putas.
Conozco sus vidas al dedillo. Sus matrimonios, sus hijos, sus horarios, cada detalle de su día a día está en mi mente como si fuera un jodido psicópata. Como si fueran un ficus retusa me siento orgulloso de ellas cuando consiguen prosperar pero cuando se marchitan no puedo evitar que una parte de mi se sienta triste, decepcionado, apenado.


En un pequeño pueblo de la costa de Cantabria se ubica aún el salón RG Estilistas.
Rocío, su propietaria, es una chica bajita, delgada de cuerpo abstracto con un corte "Bob largo" rizado con unas deficientes mechas color cobrizo. Poco agraciada de cara acentuaba su desdicha al abrir la boca para enseñar al mundo una dentadura dominada por una piorrea que mandaba las encías a los confines de su boca resaltando aquellos pedazos de carbón faltos de flúor.

Por normal general era una mujer alegre, bastante simpática aunque supongo que como todos tendría sus días más bajos.

Económicamente intuía que no estaba muy bien. Siempre me dejaba caer que la idea de cerrar su salón rondaba su cabeza. Sabía que los altos contratos que la relacionaban conmigo no ayudaban a su situación pero eso no entraba dentro de mis competencias, la piedad es algo que no me he planteado nunca en este sector.

Hace un par de semanas decidí ir a visitarla con mi carpeta negra de cobros. A Rocío, debido a su situación contractual se la cobran religiosamente 350€ mensuales cantidad que se la otorga en producto con un jugoso rappel a final de año que al final siempre acabo bonificándola en un mísero cursillo de una mañana.


Aparqué frente a la entrada y como un titiritero di un brinco para salir del coche. Cogí mi carpeta negra y con paso firme me puse frente a la puerta del salón de Rocío.
Tras colocarme la mascarilla entré en el local para observar que no había aprovechado el confinamiento para dar un cambio de aires al local.
La pared del fondo, pintada de negro con el logotipo del salón en un dorado ya roñoso. Espejos de tonalidades también doradas descolgados por completo estaban al frente de una pared blanca ennegrecidas por debajo debido a que las charos colocaban sus pies en la pared por la ausencia de un reposapies.
El olor a quemado de los secadores denotaba la decadencia del lugar y la luz ya intermitente de la zona del mostrador invitaba poco a acudir a aquel lugar.

Rocío se encontraba realizando una decoloración a una chica con una larga melena, con cara de pocos amigos miró hacia mi persona.

- Buenos días!! ¿Cómo estás Rocío?
- Bien bien, ahora me pillas liada
- Nada mujer sólo pasaba para saludarte hombre (mientras colocaba mi carpeta negra en el mostrador para que ganara protagonismo ante la cortapelos)
- Pues saludada quedo
- Uy, tenía que charlar contigo.. no se de que.. pero algo tenía que decirte, no me digas el qué, que cabeza tengo!!esque me tenéis loco eh jajajaja

Rocío, se percató enseguida de la situación y se acercó a mí.

- Pásate en media hora en lo que sube la decoloración a esta chica.
- Perfecto, hasta luego.


Aproveché para desplazarme a tomar un Cortado. Con suerte haría caca tras su ingesta y podría liberar tensiones.
Tras esperar un tiempo prudencial regresé al salón de Rocío.

Cuando entré ella ya me esperaba en el mostrador sentada, mientras su clienta permanecía en el tocador con la cabeza envuelta en una pasta azul de efecto decolorante que haría las delicias de su portadora.

Tras el saludo pertinente abrí mi carpeta para repasar algunos folios que nada tenían que ver con Rocío.

- Mira que del banco me han devuelto el último recibo, era para comprobar que no había ningún problema y tal.
- Pues sí que lo hay sí, me viene muy mal esto, con el covid y todo no puedo, no llego.
- Bueno mujer no te apures alguna solución le podremos poner, no? Mira, este mes me lo pagas en efectivo cuando puedas.
- Nono.. Esque no te lo puedo pagar.

En ese mismo momento, sus ojos se vieron desbordados entre lágrimas que su orgullo evitaban que se escaparan.

- Pero, te pasa algo, está todo bien?

Se quedó pensativa un momento y sacando fuerzas de su interior se sinceró.

- Bueno, esque me estoy divorciando de mi marido y ahora yo con los nenes y todo, no puedo, no puedo con todo. Estoy viviendo ahora con mi madre que es la que me ayuda y voy a cerrar y a buscar un trabajo porque en la peluquería no gano ni un mísero euro.
- Pero qué me dices!! Pues que ha pasado??
- Digamos... que no se ha portado bien con nosotros, estamos en un proceso judicial con orden de alejamiento y eso.

Al parecer el marido de Rocío, se ensañaba con su desdentada mujer y con el nuevo orgullo femenino no fue capaz de soportar la situación que tantas mujeres aguantaron estoicamente a lo largo de la historia asumiendo su papel en la humanidad.
Tras su confesión me quedé meditando en sí comentarla mi motivo real de la visita que no era otro que aumentar y prolongar su contrato. Decidí no hacerlo, pero me veía en la obligación de avisarla de la suspensión de productos ante un impago.

- Bueno, ya sabes que ante el impago... no se te va a servir más producto...
- Y no puedes hacer la vista gorda?
- Si por mí fuera estaría encantado de echarte una mano, ya son muchos años pero no depende de mí.

Apretó sus dientes y sus puños arrugando la hoja de la agenda en la que reposaban sus manos.

- Oye pues si me quieres echar una mano, hace un tiempo me comentabas que buscabas comerciales. Me da igual ser autónoma yo quiero trabajar, toma mi CV, venga piénsatelo esque lo necesito urgente, quiero cerrar esto dame una oportunidad, llevo ya más de un año para buscar algo y no encuentro nada porfavor.
- Bueno déjame pensarlo un poco y vamos viendo.

Salí muy contrariado. Ayudar a una vieja conocida que seguramente fracasaría estrepitosamente como comercial. No quería imaginar su maltrecha cara y sus rojizas mechas danzando por mis tierras causando el horror por donde pasara.
Tras diez minutos sentado en el coche, decidí reunir fuerzas y declinar de inmediato su oferta para que no se hinundara de esperanzas. Sería rápido, doloroso pero mejor a largo tiempo.

Volví a su salón y al entrar ya estaba retirando la decoloración de su clienta.

- Rocío mira que he pensando que no encajarías trabajando en esto y tal

Entonces comenzó una discusión en la que me dedicaba a dar evasivas mientras ella rogaba y rogaba. La clienta, estupefacta, no podía nada más que sonreír y mirar hacia otro lado viendo a aquella mujer realizando aspavientos en el lavacabezas chapoteando agua por todos lados.

- Bueno a ver, vamos a intentar calmarnos que nos estás empapando
- Cómo quieres que me calme por favor, si esque me veo sin salida

Siguió la conversación mientras la aplicaba a la chica una segunda decoloración.
La clienta, contrariada y ya muerta de risa, comentó

- Rocío, otra decoloración? No será malo?
- Pero vamos a ver, que yo puedo ser autónoma que no pasa nada que... no que va a ser malo

Destacar que una decoloración se utiliza para aclarar el cabello. Es un proceso sumamente agresivo tanto para el cabello como para el cuero cabelludo y mal utilizado puede causar los problemas que esa pobre chica sufrió en su cabeza.

La cabeza de aquella chica, comenzó a ponerse de un tono entre grisáceo y verde. Jamás ví una reacción similar tan fuerte a lo que pregunté.

- Pero qué la has aplicado?

Rocío, ya ofuscada viendo como su vida se desmoronaba por completo dijo

- Mira ya esque ni lo sé! Estoy aburrida de estas clientas, de la peluquería de todo!!!! Ayer me dijo que quería en pelo blanco perlado. La hize una decoloración y la quedo rojizo así que la mandé venir hoy y la acabo de hacer otra con un Oxidante de 40 volúmenes. Y como no la ha quedado la he hecho otra de 40 volúmenes.

Ojiplático escuchaba el proceso que se había realizado sobre ese cabello.
Para que ustedes entiendan un poco la situación les explico a grandes rasgos.

El Oxidante se utiliza para "abrir el cabello" y que el tinte o la decoloración puedan penetrar en el mismo y hacer su función. Al mismo tiempo a mayor concentración del volumen de oxidación mayor apertura y mayor aclarado pero mayor es el ataque.
Rocío había utilizado al Sargento de Hierro, a Terminator y al jodido Rambo para asaltar a un vendedor de la once con bastón, 18 diotrías, y un 2% de visión.

Alterada por mi reacción, Rocío no dejaba de decir que ya la daba igual, que pensaba cerrar, largarse y dejar a los hijos con la madre.
Su clienta tornó su pícara sonrisa en una mueca de preocupación.


Cogí un par de guantes y preocupado por la situación comenzé a tocar el cabello de la clienta y a separarlo para ver el cuero cabelludo. Estaba lleno de ronchas rojas por toda la cabeza y cuando separé las manos se vieron envueltas por una madeja de pelos que habían sido despojados de la cabeza de la chica.

- Joder Rocío, joder!! Vaya liada.
- Me da igual, ya me da igual si lo quiere blanco por 40€ es lo que hay, si no que se hubiera ido a otro sitio.

La clienta comenzó a alterarse al ver mis manos llenas de su cabello y comenzó a gritar y chillar ordenando que la quitaran ya eso de la cabeza. Ya no había marcha atrás y Rocío agarró un peine y empezó a cepillarla el cabello desde la frente hacia la nuca.

- Pero lávala la cabeza! No se lo cepille!!!!

Al cepillarla en cabello, arrancó el cabello de cuajó con una facilidad pasmosa. Aquella chica allí sentada observaba como se iba pareciendo cada vez más a Jesús Bonilla y se desató un mar de llantos.

- Pero qué coño has hecho payasa!! Eres una incompetente!!!
- No es mi culpa, lo has querido blanco y punto no es culpa mía que ahora se te caiga el pelo, tu lo has querido!!

La chica se levantó de su asiento y al grito de mira!! Mira!!! Se agarró varios mechones de pelo de la nuca despegándolos de su cabeza. Joder, parecía el Último Mohicano.
La chica comenzó a decir que la iba a denunciar que era una vergüenza que se iba a cagar.
Cogió el bol aún con decoloración y nos lo arrojó a la cara, estuve hábil y con un sutil giro de cuello pude esquivar el grueso de la pasta azul aunque no pude evitar que algunas gotas cayeran sobre mi cara. Rocío por desgracia se vio cubierta por el producto.

Siguieron discutiendo muy acaloradas ambas, mientras que por los bamboleos de cabeza de la chica iba perdiendo mechones de cabello. Tras un buen rato con hojas de reclamaciones de por medio la chica se marchó del local con una toalla envuelta por la cabeza.
Y allí me quedé con Rocío que lloraba sin consuelo alguno con la mascarilla y el flequillo llenos de decoloración mientras me limpiaba los pegotes de decoloración que habían dejado unos malditos lunares en mi patilla perfectamente recortada. Cogí una toalla desechable y limpié mi camisa para darme media vuelta y largarme de allí.

A los pocos días mandé un último Wassap de cortesía a Rocío para preguntar sobre su situación.
La chica la ha impuesto una demanda por mala praxis. Pronto me llegará una citación judicial para asistir como testigo del suceso. Me pide que la ayude, que corrobore su buen hacer en el procedimiento y que la chica calva se había tratado en casa y no lo había notificado al salón antes de hacerse la decoloración. Se reclaman daños y perjuicios a la pobre Rocío y me veo en la tesitura de darla la estocada final. Mi Ally McBeal me insta a contar toda la verdad y nada más que la verdad. Pero qué verdad, la VERDAD o la veerdaaaaddd...

¿Merece esta pobre diabla tal castigo?
¿Cuánto la sacará la lagarta calva?

Rayos, algún ser supremo que lo mueva al general?
 
Última edición:

FUMANCHU

RangoVeterano
Registro
21 May 2009
Mensajes
1.315
Reacciones
762
No puedes mentir en un juicio como testigo sin incurrir en delito a menos que seas familiar de Rocio.
 

ilovegintonic

RangoMuerto por dentro+
Rango
Registro
10 Nov 2006
Mensajes
52.228
Reacciones
10.219
¿Y @Apofis qué pensará de estas situaciones?

Ve como testigo y di la verdad. Que ya está bien de que aquí cada uno retuerza la realidad para ajustarla a lo que quiere que pase y de embestir contra el que dice la verdad.
 

SPETNAZ

Retromoderador
Rango
Moderador
Registro
17 Jun 2008
Mensajes
21.795
Reacciones
3.119
Esto pasa por no follarsela desde un principio.

Aunque también podría echarle la culpa a @ilovegintonic del asunto.
 
Última edición:

Apofis

No-calvo de mierda
Registro
1 Abr 2013
Mensajes
12.189
Reacciones
10.711
¿Y @Apofis qué pensará de estas situaciones?

Ve como testigo y di la verdad. Que ya está bien de que aquí cada uno retuerza la realidad para ajustarla a lo que quiere que pase y de embestir contra el que dice la verdad.
Que nunca imaginé que la vida de un comercial de peluquería fuese tan apasionante.
@FanatiK tiene mala conciencia, por eso va a mentir en el juicio. Cree que en parte es responsable de la escabechina por no haber dado una oportunidad laboral a esa inframental
 
Última edición:

ilovegintonic

RangoMuerto por dentro+
Rango
Registro
10 Nov 2006
Mensajes
52.228
Reacciones
10.219
Que nunca imaginé que la vida de un comercial de peluquería fuese tan apasionante.
@FanatiK tiene mala conciencia, por eso va a mentir en el juicio. Cree que en parte es responsable de la escabechina por no haber dado una oportunidad laboral a esa inframental
Nunca dejará de sorprenderme la facilidad con la que las mujeres recurren a la mentira para eximirse de sus actos y no afrontar las consecuencias que de ellos se derivan, y, sobre todo, nunca dejará de sorprenderme la facilidad con la que embarcan a terceros en sus mentiras y les piden que mientan también a favor de ellas sin pensar en si esa persona quiere, no quiere, le conviene, no le conviene o si incluso le perjudica mentir por ellas a cambio de prácticamente nada.

Entran en un modo mental en el que la mentira que se montan ha de prevalecer sobre todas las cosas, en la que cualquiera tiene la obligación de sostener cuanta mentira ellas hayan dicho y en la que cualquiera que diga la verdad es un hijo de puta que lo hace por rencor o vete tú a saber qué. Y no contentas con que en su desfachatez todos tengan que mentir también por ella, además quiere que lo hagan dando la cara, no que le hagan los coros, no, que se erijan en portavoces de su mentira frente a quien dice la verdad. Y si el amigo @FanatiK, al que ni le va ni le viene el asunto, no accediera a mentir, todavía sería acusado por la mentirosa esa y puesto a los pies de los caballos.

-Mira, he hecho mal y me la suda, pero lo que no me la suda son las consecuencias de que me pillen, así que ve y da la cara por mí contando esta mentira y si no eres un hijo puta.
-Mira, es que si me pillan a mí mintiendo por ti se me cae el pelo a mí también, y, además, no tengo ningún motivo para mentir por ti que ni te conozco, y, encima, es que me parece mal mentir.
-Menudo hijo puta, manipulador, misógino, tú lo que pasa es que me tienes envidida blablablalba.

Acojonante, oiga.
 

Peinadoaloafro

RangoClásico
Registro
14 Ene 2016
Mensajes
4.137
Reacciones
1.032
¿Y @Apofis qué pensará de estas situaciones?

Ve como testigo y di la verdad. Que ya está bien de que aquí cada uno retuerza la realidad para ajustarla a lo que quiere que pase y de embestir contra el que dice la verdad.
Esto pasa por no follarsela desde un principio.

Aunque también podría echarle la culpa a @ilovegintonic del asunto.

Primero ha ido el likens al extinto mod y luego me lo he pensado mejor, esto es oro puro.

Exija algo sexualmente retorcido y dígale que entonces, sólo entonces, se avendrá a retorcer la realidad.

Y luego, claro, diga la verdad en el juicio que mentir está muy mal y además esa desgraciada le ha jodido la melena a una conciudadana de bien.
 

Apofis

No-calvo de mierda
Registro
1 Abr 2013
Mensajes
12.189
Reacciones
10.711
Nunca dejará de sorprenderme la facilidad con la que las mujeres recurren a la mentira para eximirse de sus actos y no afrontar las consecuencias que de ellos se derivan, y, sobre todo, nunca dejará de sorprenderme la facilidad con la que embarcan a terceros en sus mentiras y les piden que mientan también a favor de ellas sin pensar en si esa persona quiere, no quiere, le conviene, no le conviene o si incluso le perjudica mentir por ellas a cambio de prácticamente nada.

Entran en un modo mental en el que la mentira que se montan ha de prevalecer sobre todas las cosas, en la que cualquiera tiene la obligación de sostener cuanta mentira ellas haya dicho y en la que cualquiera que diga la verdad es un hijo de puta que lo hace por rencor o vete tú a saber qué. Y no contentas con que en su desfachatez todos tengan que mentir también por ella, además quiere que lo hagan dando la cara, no que le hagan los coros, no, que se erijan en portavoces de su mentira frente a quien dice la verdad. Y si el amigo @FanatiK, al que ni le va ni le viene el asunto, no accediera a mentir, todavía sería acusado por la mentirosa esa y puesto a los pies de los caballos.

-Mira, he hecho mal y me la suda, pero lo que no me la suda son las consecuencias de que me pillen, así que ve y da la cara por mí contando esta mentira y si no eres un hijo puta.
-Mira, es que si me pillan a mí mintiendo por ti se me cae el pelo a mí también, y, además, no tengo ningún motivo para mentir por ti que ni te conozco, y, encima, es que me parece mal mentir.
-Menudo hijo puta, manipulador, misógino, tú lo que pasa es que me tienes envidida blablablalba.

Acojonante, oiga.
Mire, de esas tengo dos exactamente iguales.
Trabajando me dan golpe por detrás. Una era una motorista y otra fue un coche de esos tipo tanque que llevan las mamis. Claramente me dan por detrás y así me lo reconocen al salir. Bueno, pues en ambas ocasiones las dos mujeres se pusieron a llorar en el momento en el que apareció la policía. Consecuencia? La policía ve a dos pobres mujercitas llorando, indefensas, balbuceando, y a su lado a un tarugo rapado con cara de mala uva e inconscientemente pasan a tratarme a mí como posible delincuente. Ellas saben esto y lo ponen en práctica. Simplemente querían que por esas lágrimas infantiles, esas lágrimas que en su día consiguieron juguetes, cambio de nota de examen y tantas otras cosas, se librasen de las consecuencias de un acto del cual ellas eran culpables.
De la motera hasta me llamó un señor que no se identificó como hermano, padre, novio o tutor legal para decirme no sé qué hostias de volver a hacer los papeles del siniestro.
Si, muy putas son, si
 
Última edición:

Elman

RangoBaneado
Registro
2 May 2020
Mensajes
345
Reacciones
186
Buenos días señores.

Siempre he pecado en esta casa de manipular levemente la realidad para adaptarla a los parámetros que el pueblo demanda, pero esta vez voy a ceñirme meticulosamente a la cruda realidad.


Rocío, demanda judicial por un atentado capilar.

Desde hace un tiempo me limito a visitar un número determinado de salones. El tiempo, hace que cada vez sea más tedioso para mí luchar contra las lagartas capilares y los mariquitas del peine. Por suerte, mis fieles lacayos dedican su tiempo a la apertura de mercado y fidelización mientras que un servidor sigue la misma ruta desde hace un par de años en la cual moran mis clientes de confianza.

Saben que son mías, saben que dependen de mi presencia para subsistir y sacar adelante su feudo y ante cualquier ataque de otra firma no se dejan amedrentar y eso hace que me sienta orgulloso de mis putas.
Conozco sus vidas al dedillo. Sus matrimonios, sus hijos, sus horarios, cada detalle de su día a día está en mi mente como si fuera un jodido psicópata. Como si fueran un ficus retusa me siento orgulloso de ellas cuando consiguen prosperar pero cuando se marchitan no puedo evitar que una parte de mi se sienta triste, decepcionado, apenado.


En un pequeño pueblo de la costa de Cantabria se ubica aún el salón RG Estilistas.
Rocío, su propietaria, es una chica bajita, delgada de cuerpo abstracto con un corte "Bob largo" rizado con unas deficientes mechas color cobrizo. Poco agraciada de cara acentuaba su desdicha al abrir la boca para enseñar al mundo una dentadura dominada por una piorrea que mandaba las encías a los confines de su boca resaltando aquellos pedazos de carbón faltos de flúor.

Por normal general era una mujer alegre, bastante simpática aunque supongo que como todos tendría sus días más bajos.

Económicamente intuía que no estaba muy bien. Siempre me dejaba caer que la idea de cerrar su salón rondaba su cabeza. Sabía que los altos contratos que la relacionaban conmigo no ayudaban a su situación pero eso no entraba dentro de mis competencias, la piedad es algo que no me he planteado nunca en este sector.

Hace un par de semanas decidí ir a visitarla con mi carpeta negra de cobros. A Rocío, debido a su situación contractual se la cobran religiosamente 350€ mensuales cantidad que se la otorga en producto con un jugoso rappel a final de año que al final siempre acabo bonificándola en un mísero cursillo de una mañana.


Aparqué frente a la entrada y como un titiritero di un brinco para salir del coche. Cogí mi carpeta negra y con paso firme me puse frente a la puerta del salón de Rocío.
Tras colocarme la mascarilla entré en el local para observar que no había aprovechado el confinamiento para dar un cambio de aires al local.
La pared del fondo, pintada de negro con el logotipo del salón en un dorado ya roñoso. Espejos de tonalidades también doradas descolgados por completo estaban al frente de una pared blanca ennegrecidas por debajo debido a que las charos colocaban sus pies en la pared por la ausencia de un reposapies.
El olor a quemado de los secadores denotaba la decadencia del lugar y la luz ya intermitente de la zona del mostrador invitaba poco a acudir a aquel lugar.

Rocío se encontraba realizando una decoloración a una chica con una larga melena, con cara de pocos amigos miró hacia mi persona.

- Buenos días!! ¿Cómo estás Rocío?
- Bien bien, ahora me pillas liada
- Nada mujer sólo pasaba para saludarte hombre (mientras colocaba mi carpeta negra en el mostrador para que ganara protagonismo ante la cortapelos)
- Pues saludada quedo
- Uy, tenía que charlar contigo.. no se de que.. pero algo tenía que decirte, no me digas el qué, que cabeza tengo!!esque me tenéis loco eh jajajaja

Rocío, se percató enseguida de la situación y se acercó a mí.

- Pásate en media hora en lo que sube la decoloración a esta chica.
- Perfecto, hasta luego.


Aproveché para desplazarme a tomar un Cortado. Con suerte haría caca tras su ingesta y podría liberar tensiones.
Tras esperar un tiempo prudencial regresé al salón de Rocío.

Cuando entré ella ya me esperaba en el mostrador sentada, mientras su clienta permanecía en el tocador con la cabeza envuelta en una pasta azul de efecto decolorante que haría las delicias de su portadora.

Tras el saludo pertinente abrí mi carpeta para repasar algunos folios que nada tenían que ver con Rocío.

- Mira que del banco me han devuelto el último recibo, era para comprobar que no había ningún problema y tal.
- Pues sí que lo hay sí, me viene muy mal esto, con el covid y todo no puedo, no llego.
- Bueno mujer no te apures alguna solución le podremos poner, no? Mira, este mes me lo pagas en efectivo cuando puedas.
- Nono.. Esque no te lo puedo pagar.

En ese mismo momento, sus ojos se vieron desbordados entre lágrimas que su orgullo evitaban que se escaparan.

- Pero, te pasa algo, está todo bien?

Se quedó pensativa un momento y sacando fuerzas de su interior se sinceró.

- Bueno, esque me estoy divorciando de mi marido y ahora yo con los nenes y todo, no puedo, no puedo con todo. Estoy viviendo ahora con mi madre que es la que me ayuda y voy a cerrar y a buscar un trabajo porque en la peluquería no gano ni un mísero euro.
- Pero qué me dices!! Pues que ha pasado??
- Digamos... que no se ha portado bien con nosotros, estamos en un proceso judicial con orden de alejamiento y eso.

Al parecer el marido de Rocío, se ensañaba con su desdentada mujer y con el nuevo orgullo femenino no fue capaz de soportar la situación que tantas mujeres aguantaron estoicamente a lo largo de la historia asumiendo su papel en la humanidad.
Tras su confesión me quedé meditando en sí comentarla mi motivo real de la visita que no era otro que aumentar y prolongar su contrato. Decidí no hacerlo, pero me veía en la obligación de avisarla de la suspensión de productos ante un impago.

- Bueno, ya sabes que ante el impago... no se te va a servir más producto...
- Y no puedes hacer la vista gorda?
- Si por mí fuera estaría encantado de echarte una mano, ya son muchos años pero no depende de mí.

Apretó sus dientes y sus puños arrugando la hoja de la agenda en la que reposaban sus manos.

- Oye pues si me quieres echar una mano, hace un tiempo me comentabas que buscabas comerciales. Me da igual ser autónoma yo quiero trabajar, toma mi CV, venga piénsatelo esque lo necesito urgente, quiero cerrar esto dame una oportunidad, llevo ya más de un año para buscar algo y no encuentro nada porfavor.
- Bueno déjame pensarlo un poco y vamos viendo.

Salí muy contrariado. Ayudar a una vieja conocida que seguramente fracasaría estrepitosamente como comercial. No quería imaginar su maltrecha cara y sus rojizas mechas danzando por mis tierras causando el horror por donde pasara.
Tras diez minutos sentado en el coche, decidí reunir fuerzas y declinar de inmediato su oferta para que no se hinundara de esperanzas. Sería rápido, doloroso pero mejor a largo tiempo.

Volví a su salón y al entrar ya estaba retirando la decoloración de su clienta.

- Rocío mira que he pensando que no encajarías trabajando en esto y tal

Entonces comenzó una discusión en la que me dedicaba a dar evasivas mientras ella rogaba y rogaba. La clienta, estupefacta, no podía nada más que sonreír y mirar hacia otro lado viendo a aquella mujer realizando aspavientos en el lavacabezas chapoteando agua por todos lados.

- Bueno a ver, vamos a intentar calmarnos que nos estás empapando
- Cómo quieres que me calme por favor, si esque me veo sin salida

Siguió la conversación mientras la aplicaba a la chica una segunda decoloración.
La clienta, contrariada y ya muerta de risa, comentó

- Rocío, otra decoloración? No será malo?
- Pero vamos a ver, que yo puedo ser autónoma que no pasa nada que... no que va a ser malo

Destacar que una decoloración se utiliza para aclarar el cabello. Es un proceso sumamente agresivo tanto para el cabello como para el cuero cabelludo y mal utilizado puede causar los problemas que esa pobre chica sufrió en su cabeza.

La cabeza de aquella chica, comenzó a ponerse de un tono entre grisáceo y verde. Jamás ví una reacción similar tan fuerte a lo que pregunté.

- Pero qué la has aplicado?

Rocío, ya ofuscada viendo como su vida se desmoronaba por completo dijo

- Mira ya esque ni lo sé! Estoy aburrida de estas clientas, de la peluquería de todo!!!! Ayer me dijo que quería en pelo blanco perlado. La hize una decoloración y la quedo rojizo así que la mandé venir hoy y la acabo de hacer otra con un Oxidante de 40 volúmenes. Y como no la ha quedado la he hecho otra de 40 volúmenes.

Ojiplático escuchaba el proceso que se había realizado sobre ese cabello.
Para que ustedes entiendan un poco la situación les explico a grandes rasgos.

El Oxidante se utiliza para "abrir el cabello" y que el tinte o la decoloración puedan penetrar en el mismo y hacer su función. Al mismo tiempo a mayor concentración del volumen de oxidación mayor apertura y mayor aclarado pero mayor es el ataque.
Rocío había utilizado al Sargento de Hierro, a Terminator y al jodido Rambo para asaltar a un vendedor de la once con bastón, 18 diotrías, y un 2% de visión.

Alterada por mi reacción, Rocío no dejaba de decir que ya la daba igual, que pensaba cerrar, largarse y dejar a los hijos con la madre.
Su clienta tornó su pícara sonrisa en una mueca de preocupación.


Cogí un par de guantes y preocupado por la situación comenzé a tocar el cabello de la clienta y a separarlo para ver el cuero cabelludo. Estaba lleno de ronchas rojas por toda la cabeza y cuando separé las manos se vieron envueltas por una madeja de pelos que habían sido despojados de la cabeza de la chica.

- Joder Rocío, joder!! Vaya liada.
- Me da igual, ya me da igual si lo quiere blanco por 40€ es lo que hay, si no que se hubiera ido a otro sitio.

La clienta comenzó a alterarse al ver mis manos llenas de su cabello y comenzó a gritar y chillar ordenando que la quitaran ya eso de la cabeza. Ya no había marcha atrás y Rocío agarró un peine y empezó a cepillarla el cabello desde la frente hacia la nuca.

- Pero lávala la cabeza! No se lo cepille!!!!

Al cepillarla en cabello, arrancó el cabello de cuajó con una facilidad pasmosa. Aquella chica allí sentada observaba como se iba pareciendo cada vez más a Jesús Bonilla y se desató un mar de llantos.

- Pero qué coño has hecho payasa!! Eres una incompetente!!!
- No es mi culpa, lo has querido blanco y punto no es culpa mía que ahora se te caiga el pelo, tu lo has querido!!

La chica se levantó de su asiento y al grito de mira!! Mira!!! Se agarró varios mechones de pelo de la nuca despegándolos de su cabeza. Joder, parecía el Último Mohicano.
La chica comenzó a decir que la iba a denunciar que era una vergüenza que se iba a cagar.
Cogió el bol aún con decoloración y nos lo arrojó a la cara, estuve hábil y con un sutil giro de cuello pude esquivar el grueso de la pasta azul aunque no pude evitar que algunas gotas cayeran sobre mi cara. Rocío por desgracia se vio cubierta por el producto.

Siguieron discutiendo muy acaloradas ambas, mientras que por los bamboleos de cabeza de la chica iba perdiendo mechones de cabello. Tras un buen rato con hojas de reclamaciones de por medio la chica se marchó del local con una toalla envuelta por la cabeza.
Y allí me quedé con Rocío que lloraba sin consuelo alguno con la mascarilla y el flequillo llenos de decoloración mientras me limpiaba los pegotes de decoloración que habían dejado unos malditos lunares en mi patilla perfectamente recortada. Cogí una toalla desechable y limpié mi camisa para darme media vuelta y largarme de allí.

A los pocos días mandé un último Wassap de cortesía a Rocío para preguntar sobre su situación.
La chica la ha impuesto una demanda por mala praxis. Pronto me llegará una citación judicial para asistir como testigo del suceso. Me pide que la ayude, que corrobore su buen hacer en el procedimiento y que la chica calva se había tratado en casa y no lo había notificado al salón antes de hacerse la decoloración. Se reclaman daños y perjuicios a la pobre Rocío y me veo en la tesitura de darla la estocada final. Mi Ally McBeal me insta a contar toda la verdad y nada más que la verdad. Pero qué verdad, la VERDAD o la veerdaaaaddd...

¿Merece esta pobre diabla tal castigo?
¿Cuánto la sacará la lagarta calva?

Rayos, algún ser supremo que lo mueva al general?
Penoso cuento.¿En el taller de escritura no le han enseñado a fabular mejor?
 

Matarratas

RangoClásico
Registro
6 Ene 2015
Mensajes
2.275
Reacciones
1.254
Podría ser verdad, o podría no serlo.
Luego uno recuerda que hablamos de peluqueras, y concluimos que puede ser perfectamente cierto, que todo es posible en según qué mundos.
Con respecto al tema, no mienta siendo testigo. Si tiene intereses en el tema, responda con monosílabos, que se lo curre el abogado contrario.
Mentir no significa no decirlo todo.
 

liachu69

Disléxico y gallego
Rango
Registro
11 Mar 2005
Mensajes
21.226
Reacciones
3.801
Dile que a la chica le oíste decir que tenía un grupo de covers de REM y ella es la vocalista , que necesitaba un cambio de estilo, asique ya una vez calva, solo le falta pillar el VIH.
 
Última edición:

Alekos002

RangoFreak
Registro
20 Jul 2011
Mensajes
5.564
Reacciones
575
Rocío es la personificación de miles de currantes y autónomos que están desquiciados y que han arrojado la toalla.
 
Registro
22 Jul 2011
Mensajes
7.684
Reacciones
739
Hay que reconocer que la publicidad de los hilos está currada...

Screenshot_20200902-192525.png
 
Arriba Pie